Gastroenteritis Canina, Síntomas, Causas, Diagnóstico, Tratamientos Y Más

417

La gastroenteritis, o más comúnmente conocida como la gripe estomacal, es la inflamación del tracto gastrointestinal, que a menudo involucra tanto el estómago como los intestinos. Esta inflamación en los perros puede ser el resultado de muchas cosas, como una infección bacteriana, virus, parásitos o una mala reacción a los medicamentos o alimentos.

El resultado es dolor y molestias para tu mascota y síntomas como diarrea o vómitos. Cuando el cuerpo de tu perro no responde bien a algo, los efectos son casi inmediatos ya que el cuerpo rechaza físicamente cualquier sustancia que no esté de acuerdo.

Cuando tus mascotas están saludables, es difícil pensar que tengan dolor, a menos que se les haya diagnosticado una afección médica o que estén envejeciendo. Crees que siempre serán los perros jóvenes e inteligentes que son hoy. Sin embargo, hay condiciones que afligen a los perros así como a los humanos.

Por supuesto, los vómitos y/o la diarrea en los perros son síntomas comunes que podrían apuntar hacia una serie de condiciones diferentes. No significa automáticamente que tenga gastroenteritis, pero sí significa que una visita al veterinario es probablemente lo mejor para un diagnóstico y tratamiento oficial.

Esta es una enfermedad que puede ser el resultado de diversos problemas de salud

Los síntomas de la gastroenteritis en los perros

Si tu perro está experimentando gastroenteritis, los episodios de vómitos y diarrea probablemente serán más frecuentes que si algo le revienta el estómago temporalmente.

El levantamiento seco o las arcadas también pueden ser parte de los síntomas. Además, si el vómito se ve amarillento o espumoso, esto puede ser un buen indicador de gastroenteritis específicamente contra otro tipo de dolencia estomacal.

La materia fecal de tu perro puede tener una consistencia más suave y ser de un color más pálido de lo normal. Y, si tu mascota produce diarrea más de 3 a 6 veces al día, eso es un gran indicador de gastroenteritis sobre otras afecciones similares con síntomas similares.

La gastroenteritis también creará molestias en tu mascota y puede sentirse nervioso al ser tocado o movido.

La deshidratación también acompaña a estos síntomas, ya que su perro no retiene nada de su nutrición o suministro de agua. Como resultado, puede debilitarse y perder el apetito por completo.

Como puede ver, un síntoma puede llevar a otro y crear un estado de descontento para tu mascota. Es importante hacer un seguimiento de estos síntomas y los momentos en que ocurren para que pueda brindarle a su veterinario una imagen completa de su salud.

Anote cualquier cambio o síntoma o comportamiento, anota cuándo comenzaron. El veterinario puede entonces eliminar más fácilmente otras fuentes del problema. Si bien la condición puede ser de corta duración, aún significa que tu perro tiene un dolor o molestia considerable.

Causas de la gastroenteritis canina

Cuando el “insecto estomacal” recorre la oficina para las personas, generalmente solo es cuestión de tiempo antes de que te alcance. Por lo general, se debe a un espacio cerrado donde los gérmenes y las bacterias pueden manifestarse y los virus se pueden propagar más fácilmente. ¿Pero qué causa la gastroenteritis en los perros?

Podría ser debido a una variedad de factores. Comúnmente, las infecciones como la meningitis o las infecciones del tracto urinario en perros pueden conducir a un diagnóstico de gastroenteritis.

La intoxicación por alimentos o toxinas, la enfermedad de la tiroides y otras afecciones médicas también pueden hacer que esta inflamación ocurra también. Preste mucha atención a lo que come tu perro y pídale que se adhiera a su dieta cuando esté bajo el cuidado de los demás.

Si bien puede parecer inofensivo darle algo de comer de la mesa, puede alterar el estómago de tu perro, especialmente si es propenso a las sensibilidades propias de los alimentos. Deja que los huéspedes y los que cuidan a tu perro conozcan su plan de dieta para evitar los vómitos o la diarrea en los perros.

La gastroenteritis también podría ser indicativa de una afección mayor o más grave. Por ejemplo, la inflamación y los síntomas pueden ser el resultado de un tumor o quiste.

Si bien los síntomas iniciales pueden ser tratables y menos graves, todavía es importante que un veterinario revise a tu perro para asegurarse de que no sea el resultado de algo más serio.

El médico de tu perro puede realizar las pruebas necesarias para realizar un examen más exhaustivo de la salud de tu mascota. Esto puede incluir radiografías, un análisis urinario o un análisis de sangre. Lo importante es el diagnóstico para que el tratamiento comience lo antes posible.

Diagnóstico de gastroenteritis en perros

Para diagnosticar oficialmente la gastroenteritis, su veterinario pasará por un proceso de eliminación. Nuevamente, los síntomas de vómitos y diarrea están asociados con varias afecciones médicas internas o del estómago.

Se descartarán otras condiciones para determinar qué está causando estos síntomas en primer lugar. Es útil para tu mascota tener su historial médico actual en el archivo. Esto incluye cualquier reacción a medicamentos pasados, diagnósticos pasados ​​y / o cirugías o procedimientos pasados.

También querrás actualizar al veterinario con la situación actual de su salud. Esto incluye su dieta actual, nuevos alimentos o suplementos que está tomando, nuevos ambientes o cualquier enfermedad que haya experimentado.

Los síntomas por sí solos son un poco más difíciles de identificar sin proporcionar el contexto para acompañarlos. Cuanta más información pueda proporcionar a su veterinario, mejor será para la salud de tu perro.

Después de evaluar la salud actual de tu mascota y revisar su historial, su veterinario realizará un chequeo físico y buscará signos de dolor o sensibilidad abdominal, hinchazón, inflamación u otras anomalías físicas.

El diagnóstico requiere una evaluación a escala completa más cualquier prueba necesaria para determinar los factores contribuyentes y también para eliminar la condición de ser otra cosa. Una vez diagnosticado, entonces un tratamiento puede ser recomendado y discutido.

El tratamiento puede incluir una serie de medidas para lograr el mejoramiento total

¿Cómo se trata la gastroenteritis en los perros?

Una de las principales cosas que pueden ayudar de inmediato a un perro con gastroenteritis es la rehidratación. Si tu perro vomita constantemente o tiene diarrea, se deshidratará rápidamente. Cuando sea testigo de estos síntomas, es importante que mantengas a tu perro hidratado tanto como sea posible.

En el caso de que tu perro no pueda mantenerse hidratado o esté gravemente deshidratado, su veterinario puede recomendar líquidos por vía intravenosa para ayudarlo.

Según la gravedad de la inflamación, es posible que se recete temporalmente un medicamento antidiarreico para ayudar con este síntoma específico. Una vez que el veterinario ha identificado otras áreas que pueden necesitar atención, puede haber otros medicamentos recetados.

En general, también es un buen momento para observar bien la ingesta y la actividad nutricional diaria de tu mascota y realizar algunos cambios positivos.

Es posible que a medida que tu perro crezca, se vuelva más sensible a ciertos alimentos o suplementos. Una dieta orgánica puede ayudar a darle tu perro alimentos integrales con químicos o conservantes agregados que pueden alterar su estómago.

También te recomiendo leer...

Urticaria
Miositis
Disfunción Cognitiva

Habla sobre las diferentes opciones con su veterinario e introduzca los pasos lentamente para que tu perro pueda adaptarse más fácilmente a una nueva rutina o plan de atención.

Tratamientos alternativos de bienestar para perros

Por lo general, la gastroenteritis se puede tratar en unos pocos días. Hay pasos que puede tomar que ayudarán a mantener a tu perro en buena salud. Para abordar su bienestar general, existen tratamientos alternativos que pueden ayudarlo con su nivel de comodidad y ayudar a reducir los síntomas como la inflamación.

Es posible que no ayuden específicamente con una condición de gastroenteritis, pero ciertos tratamientos alternativos contribuirán la salud general de tu mascota.

Estos pueden incluir acupuntura, terapia de masajes e introducir un estilo de vida más orgánico. La acupuntura trabaja para estabilizar diferentes puntos de energía en su mascota y reducir el dolor y la inflamación que llevan a muchas afecciones de salud.

La terapia de masaje también ayuda a reducir la inflamación y el dolor en los perros, al tiempo que aumenta el flujo sanguíneo y la flexibilidad.

La nutrición de tu mascota también juega un papel importante en su salud general. Cuantas más fuentes de alimentos orgánicos pueda proporcionarle, menor será la probabilidad de que las toxinas entren en el torrente sanguíneo.

Hay una variedad de opciones saludables disponibles para mascotas que se han introducido en los últimos años. Incluso los pequeños cambios realizados con el tiempo pueden hacer maravillas para mejorar la salud de tu perro.

Consulta a su veterinario si tienes preguntas sobre cualquiera de estos tipos de tratamiento y sus beneficios.

El tratamiento de tu mascota puede requerir una combinación de tratamientos más tradicionales y cuidados alternativos de bienestar. No necesariamente tiene que ser uno u otro.

También puede tomar algún tiempo averiguar a qué responde mejor tu perro. Cada caso es diferente y cada perro responde de manera diferente a estar enfermo y recibir atención. Encuentra lo que funciona mejor para tu cachorro bajo la guía de su veterinario.

Preguntas frecuentes sobre la gastroenteritis en perros

Los dueños de mascotas que padecen de esta enfermedad o que manifiestan algunos de sus síntomas, tienden a realizar las siguientes interrogantes:

¿Qué alimentos son buenos para darle a mi mascota si está vomitando continuamente?

Los alimentos blandos son la mejor manera de ir. Las especias o alimentos que tienen ingredientes adicionales solo pueden empeorar la inflamación.

Quédate con arroz, pollo hervido y mucha agua fresca mientras está en el proceso de tratamiento o recuperación. A medida que su salud comienza a mejorar lentamente, puede volver a introducir otros de sus alimentos más típicos en su dieta.

¿Cuánto dura el período de recuperación de la gastroenteritis?

Depende de la gravedad de la condición de tu perro y de su estado de salud actual. Por ejemplo, si tu perro goza de buena salud, su tiempo de recuperación puede ser de tan solo 48 horas.

Pero si está gravemente deshidratado y sufre otras afecciones de salud, entonces el proceso de recuperación puede llevar más tiempo. Como resultado, es mejor mantener el bienestar de tu perro tanto como sea posible en diferentes fases de la vida para fortalecer su sistema inmunológico.

¿Hay formas de prevenir la gastroenteritis en mi perro?

La inflamación u otros “insectos” que circulan pueden no ser prevenibles, pero existen hábitos saludables que puede seguir para asegurarse de que tu perro siga un régimen que sea más beneficioso para su bienestar.

Esto incluye limitar los tipos de alimentos que causan inflamación en su mascota.

También implica echar un vistazo a sus medicamentos actuales y preguntarle a su veterinario si hay efectos secundarios que estén causando inflamación o problemas estomacales.

Se caracteriza por ocasionar dolor y molestias en tu perro

¿Cómo puedo saber si los síntomas de mi perro son temporales o indican un problema más grave?

Sabrá qué es lo mejor para tu mascota y qué se considera “anormal” en función de su vida diaria. ¿Qué tipo de síntomas está experimentando y cómo han cambiado en el transcurso de un par de días? Cuando se trata, siempre es bueno consultar a un veterinario.

Pero si observa un cambio en el comportamiento (incluso sin los síntomas físicos mencionados) o si su perro tiene dolor, es un buen indicio de que algo está sucediendo con tu mascota que vale la pena examinar.

¿Cuándo debo consultar la ayuda de un veterinario?

Si tu perro ha ingerido un tipo de toxina que requiere atención inmediata, contacte a su veterinario de emergencia para ver qué se puede hacer en casa. Si tu perro está empezando a presentar síntomas, puede programar una visita regular con su veterinario para que lo revisen.

Nuevamente, usted conoce mejor el comportamiento de tu mascota y siempre es mejor errar por el lado de la precaución, si siente que está experimentando síntomas que no son característicos de su comportamiento típico.

Cuidando a tu perro con gastroenteritis

A medida que tu perro envejece y usted se familiariza con sus necesidades y cuidados diarios, es más fácil de detectar cuando hay un problema. Mantén a tu mascota en un régimen de salud constante y anote cualquier cambio para medir su reacción.

A veces es el síntoma más pequeño que puede ser el indicador de algo más grande.

Al programar citas veterinarias regulares, garantizar la dieta saludable de tu mascota y el régimen de ejercicio, y hacerlo sentir lo más cómodo posible, está cuidando su bienestar.

Cuando un perro sufre de gastroenteritis, puede parecer desalentador por unos días, pero una vez que elimina la enfermedad de su cuerpo, puede volver a su estado normal.

La buena noticia es que, dado que sabe cuándo tu perro no se siente bien, el instinto de ver a un veterinario ya está ahí. No dejes de ir si tu perro siente dolor o malestar. No hay nada malo en descubrir que lo que tiene es temporal y solucionable.

Vale la pena el viaje si resulta ser una condición más grave que puede tratarse mejor en sus primeras etapas. Tu perro confía en ti para tomar las mejores decisiones de salud para él. Mantenlo lo más sano posible.

Gastroenteritis Canina, Síntomas, Causas, Diagnóstico, Tratamientos Y Más
5 (100%) 1 vote[s]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here