Enfermedades Autoinmunes En Perros, Tipos, Diagnostico, Síntomas, Tratamiento

614

La vida con mascotas está llena de giros y vueltas interesantes, especialmente cuando se trata de navegar por su salud. Comprender sus síntomas e identificar posibles condiciones de salud se reduce a lo que se considera normal (o anormal) para su perro. Las enfermedades autoinmunes en perros, específicamente, puede resultar en una variedad de síntomas y signos que muestran que su perro no se siente bien.

El sistema inmunológico de un perro funciona de manera similar a la de un humano: es una red formada por glóbulos blancos y anticuerpos para combatir infecciones, bacterias y virus. Si su perro sufre de una enfermedad autoinmune, el cuerpo se está atacando a sí mismo.

Dependiendo de la progresión y la gravedad de la enfermedad, puede ser fatal, por lo que es importante prestar mucha atención a los cambios en el aspecto o el comportamiento de su mascota, sin importar cuán pequeños sean los efectos.

Esta guía le ayudará a familiarizarse con los diferentes tipos de enfermedades autoinmunes en perros, los síntomas, el tratamiento y cómo avanzar una vez que su perro haya sido diagnosticado. No todos los perros responderán de la misma manera a este tipo de enfermedad, pero al menos puede tener una buena idea de qué buscar y saber cómo manejar los síntomas, en caso de que llegue el momento.

Tipos de enfermedades autoinmunes en perros

Las enfermedades autoinmunes en perros pueden tomar diferentes rutas y puede individualizar un órgano del cuerpo o puede afectar múltiples áreas. Tu mascota puede verse afectada por su:

  • Endocrina (enfermedad de Addison, diabetes, tiroiditis autoinmune)
  • Sangre (anemia hemolítica autoinmune (AIHA)
  • Piel (pénfigo vulgar, sistema lupus)
  • Ojos (uveítis, ojo seco)
  • Sistema digestivo (enfermedad inflamatoria intestinal)
  • Articulaciones (artritis reumatoide)

En algunos casos, su perro puede desarrollar más de un tipo de enfermedad. Veamos más de cerca algunos de los tipos más comunes de enfermedades autoinmunes en los perros y los síntomas que los acompañan.

Endocrina – Enfermedad de Addison

La enfermedad de Addison en perros se refiere a una interrupción en el sistema endocrino del cuerpo debido a la falta de corticosteroides que se producen. Puede hacer que su perro se sienta cansado o deprimido y también puede provocar efectos secundarios obvios como vómitos o diarrea.

Sangre – AIHA

La anemia hemolítica autoinmune o AIHA es cuando el cuerpo ataca sus propios glóbulos rojos. La mayoría de los casos son primarios, lo que significa que el sistema inmunológico no funciona correctamente y los anticuerpos están destruyendo los glóbulos rojos.

Si la AIHA se clasifica como secundaria, es el resultado de una enfermedad subyacente, como cáncer canino, parásitos, infección o algún tipo de reacción negativa a una picadura de abeja o mordedura de serpiente. Los síntomas de este tipo de enfermedad autoinmune incluyen encías pálidas, fatiga o desmayos, entre otros.

Piel – Pemphigus vulgaris

El pénfigo vulgar se nota visiblemente por síntomas como llagas llenas de pus, costras, piel escamosa y ampollas. Normalmente, el sistema inmunológico trabaja para eliminar infecciones u otras sustancias “extrañas” para el cuerpo, pero cuando se produce esta enfermedad, el sistema inmunitario considera erróneamente que los elementos normales de la piel son extraños y trata de deshacerse de ellos. El pénfigo vulgar es la forma más grave de la enfermedad y causa úlceras que pueden aparecer en la boca, la nariz u otras áreas del cuerpo.

Ojos – Uveítis

La uveítis en perros se define como una inflamación de los ojos. Es doloroso para su mascota y puede causar enrojecimiento, lagrimeo excesivo, y su perro puede patalear continuamente en el ojo afectado. Aunque esto puede ser el resultado de una enfermedad autoinmune, la uveítis también puede ser el resultado de tumores o lesiones traumáticas. Su veterinario puede administrar las pruebas adecuadas para entregar un diagnóstico.

Estas son solo algunas de las condiciones y síntomas que pueden ser aparentes en su perro, si padece alguna de las enfermedades autoinmunes. Registre cualquier cambio físico o de comportamiento en su mascota para su veterinario. Cualquier información documentada que pueda proporcionar será útil cuando lleve a su perro para que lo cuiden.

Dado que cualquiera de estos síntomas también podría ser el resultado de alergias, estrés o una serie de afecciones de salud, es mejor que su perro sea examinado. Una vez que su médico puede evaluar la condición médica de su perro y realizar las pruebas necesarias, puede obtener una imagen más clara de su salud y tomar las medidas de tratamiento adecuadas.

Lupus en perros

El lupus también es una enfermedad autoinmune canina común. El lupus eritematoso discoide es la enfermedad en su forma menos amenazadora, pero el lupus eritematoso sistémico más raro puede ser fatal. Causa la inflamación de la mayoría de los órganos principales, como el corazón, los riñones y los pulmones.

Es principalmente identificable por artritis severa o cojera. Otros síntomas pueden incluir: pérdida de cabello, úlceras en la boca, convulsiones, ganglios linfáticos inflamados y demencia.

Los perros mestizas son más susceptibles al lupus. Y, las razas más probablemente afectadas incluyen beaglespastores alemanes, perros pastor inglés, caniches, setters irlandeses y perros afganos. El tratamiento del lupus en perros requiere un tratamiento a largo plazo, que incluye medicamentos y cambios en el estilo de vida para ayudar a limitar la inflamación y otros síntomas.

Síntomas generales de las enfermedades autoinmunes en perros

Además de los tipos específicos de la enfermedad que ya se enumeran, hay síntomas generales que pueden caer en múltiples categorías. Las enfermedades autoinmunes en perros también pueden causar:

  • Debilidad muscular
  • Insuficiencia renal
  • Dolor abdominal
  • Anemia
  • Ganglios linfáticos inflamados
  • Caspa
  • Hemorragia interna
  • Fiebre
  • Pérdida de peso

Estos síntomas varían de leves a severos y no siempre se notan inmediatamente. También pueden ser indicativos de algo más que una enfermedad autoinmune, por lo que un viaje al veterinario es la mejor manera de obtener las respuestas que necesita.

También te recomiendo leer...

Urticaria
Miositis
Disfunción Cognitiva

¿Cómo se diagnostican las enfermedades autoinmunes en perros?

Un diagnóstico adecuado es importante para que su perro reciba el tratamiento correcto. Para llegar a esta conclusión, el veterinario primero realizará un chequeo completo, que puede incluir análisis de sangre para cancelar enfermedades con síntomas similares. Dependiendo del tipo de enfermedad que padezca su mascota, también podría ser necesaria una biopsia de piel.

Informe a su veterinario de cualquier síntoma que haya notado, signos de angustia en su perro y si ya ha intentado implementar algún tipo de tratamiento en su hogar. En casos severos, la hospitalización puede ser necesaria, pero la mayoría de las veces, la atención en el hogar es la respuesta.

Esta es una enfermedad progresiva e impredecible. A largo plazo, se requerirá terapia inmunosupresora. Los tratamientos con frecuencia tienen efectos secundarios que también necesitará saber cómo cuidarlos. Además, su veterinario querrá ver a su perro semanalmente, al menos inicialmente, para controlar la efectividad del tratamiento y observar los efectos secundarios graves.

Tratamiento y atención de seguimiento a las enfermedades autoinmunes en perros

Dependiendo de qué tipo de enfermedad que haya sido diagnosticada en su perro y qué órganos han sido afectados, lo más probable es que el plan de tratamiento incluya una combinación de esteroides y antibióticos. Aunque la medicación es el tratamiento más común para las enfermedades autoinmunes, muchos encuentran métodos alternativos con enfoques más holísticos que sirven como complemento de la atención prescrita.

Para mantener a su perro lo más saludable posible, el tratamiento puede incluir:

  • Masaje canino o acupuntura realizada por un profesional capacitado. Esto puede ayudar a aliviar el estrés, la tensión y el dolor que su perro podría experimentar como resultado de la enfermedad. No es una cura, pero a menudo ayuda a mantener a raya los síntomas.
  • Hidroterapia que podría ayudar especialmente para el dolor de la artritis. Para los cachorros más grandes o aquellos que experimentan dolor en sus articulaciones y músculos, la hidroterapia es una opción calmante que ayuda a remediar las áreas rígidas y doloridas.
  • Dosis diaria de vitaminas E y C. Las vitaminas pueden ayudar a su perro a prevenir enfermedades y fortalecer el sistema para combatir infecciones secundarias o condiciones de salud adicionales.
  • Cambio en la dieta para incluir alimentos sin procesar libres de conservantes o químicos. Una dieta saludable rica en nutrientes contribuirá a un enfoque holístico para prevenir los síntomas y los efectos secundarios de los medicamentos. Además, a medida que su perro envejece y su cuerpo cambia con el tiempo, es posible que también desarrolle ciertas alergias o aversiones a diferentes alimentos, lo que también puede querer que se someta a pruebas.
  • Un ambiente más tranquilo para aliviar el estrés innecesario, que solo agrava los síntomas y puede hacer que la enfermedad se sienta peor.

Las enfermedades autoinmunes en perros no son curables, pero son tratables. Para saber qué tratamiento es mejor para su perro, consulte a su veterinario. Juntos decidan qué método podría ser más efectivo para su tipo específico de enfermedad y síntomas. Lo más probable es que signifique un cambio en el estilo de vida para mantener a su mascota tan saludable como sea posible.

Preguntas frecuentes sobre las enfermedades autoinmunes en perros

Mi perro no come – ¿es este un signo de enfermedad autoinmune?

Posiblemente. Si ha notado una pérdida de apetito en su perro, puede ser el resultado de una enfermedad autoinmune, especialmente si también está deshidratado o se siente letárgico.

Documente cuándo comenzó el comportamiento y qué tan extremo es. Por ejemplo, si su perro normalmente come un tazón lleno de comida dos veces al día, pero ha empezado a dejarlo casi completo durante varios días, podría ser un síntoma de un problema mayor.

¿Cómo puedo saber si los síntomas de mi perro son solo una reacción temporal o algo más serio?

Conoces el comportamiento de tu perro mejor que nadie. Síntomas como pérdida de apetito, vómitos o diarrea, al principio pueden no parecer serios. Podría ser una enfermedad de corta vida o una reacción a algo que ha comido. Sin embargo, si los síntomas duran varios días y se vuelven más graves, vale la pena una cita con su clínica veterinaria. Incluso si resulta ser un error temporal, es mejor saber con anticipación en lugar de dejar que las condiciones empeoren.

¿La raza de mi perro juega un papel en la probabilidad de que experimente una enfermedad autoinmune?  

Ciertas razas están predispuestas a ciertos tipos de enfermedades. Por ejemplo, Chow Chows, Dachshunds, Akitas y Doberman Pinscher son más propensos a desarrollar la enfermedad de la piel pénfigo.

Considerando que los Huskies, Collies y pastores alemanes son más susceptibles al lupus. Pregunte a su veterinario durante los chequeos de su perro, qué tipo de enfermedades se asocian más comúnmente con la raza de su perro para tomar la mayor cantidad de medidas preventivas posibles.

¿Hay formas de prevenir las enfermedades autoinmunes en perros?

Dado que no hay una causa única para la enfermedad autoinmune canina, no hay una sola manera de prevenirla. Lo mejor que puedes hacer por tu perro es mantenerlo lo más sano posible. Esto significa programar chequeos veterinarios regulares, prestar atención a cualquier cambio en el comportamiento y proporcionar nutrición y ejercicio adecuados para su mascota.

Si su perro tiene que tomar medicamentos para algo, esto puede alterar lo que su mascota puede y no puede comer, así que asegúrese de conocer todos los efectos secundarios y las mejores prácticas de salud para cuidar a su perro.

He oído que el sol es malo para mi perro, ¿es cierto?

La exposición excesiva a la luz solar puede exacerbar las enfermedades asociadas con el pénfigo vulgar. Con cualquier enfermedad que afecte la piel, demasiado tiempo al sol puede hacer que los síntomas empeoren o empeoren. No significa que tu perro no pueda salir; solo querrá limitar su tiempo, especialmente durante el pico del mediodía entre las 10:00 AM y las 2:00 PM.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here