Enfermedad De Las Encías En Perros, Causas, Síntomas, Diagnóstico, Tratamiento Y +

351

Cuando se trata de la higiene bucal, afecta a los dientes de tu perro, así como a su salud en general. Según la investigación, la enfermedad de las encías es uno de los problemas más comunes que sufren los perros.

De hecho, el habituado de no mantener la salud bucal de tu perro puede tener efectos de gran alcance en sus órganos vitales, como el corazón, el hígado, los riñones y el sistema digestivo, e incluso puede estar relacionado con la diabetes canina y el cáncer en los perros.  

Debido a que no hay signos ni síntomas externos de la enfermedad de la encía canina, a menudo es difícil para los dueños de mascotas detectar que algo está mal, lo que hace de esta una enfermedad “silenciosa” que puede causar estragos en la boca de su perro.

Si no se trata, la enfermedad avanzada de las encías puede llevar a las encías erosionadas, a los dientes faltantes, al dolor crónico e incluso a la pérdida de hueso.

Sin embargo, puede controlar la salud dental de tu perro practicando la higiene bucal regular junto con los controles veterinarios anuales. Si bien la prevención total puede no ser posible, al menos puede ralentizar el proceso y proteger a su perro de futuras complicaciones.

Este artículo abordará los problemas de salud bucal canina, incluida la enfermedad de las encías en los perros y cómo puede ayudar a prevenir los problemas dentales de su amada mascota.

Enfermedad de las encías en perros: entender las causas

Según la Asociación Americana de Medicina Veterinaria (AVMA), la enfermedad de las encías, también conocida como enfermedad periodontal, es la condición dental más común entre los perros adultos, de hecho, ocurre cinco veces más en perros que en personas.

El cuidado bucal debe ser tan primordial como la alimentación y demás cuidados

Cada vez que tu perro come, las bacterias (junto con las partículas de comida y la saliva) forman una película pegajosa conocida como placa sobre sus dientes, tal como ocurre en los humanos después de una comida.

Y como las bacterias se encuentran en todas partes en los cuerpos humanos y caninos, es solo cuestión de tiempo antes de que encuentre su camino debajo de las encías de su perro en forma de placa, lo que inevitablemente conduce a la enfermedad de las encías.

Esencialmente, las bacterias en la placa son reconocidas como extrañas por nuestro sistema inmunológico en el caso de los humanos y nuestros homólogos caninos.

Nuestros cuerpos reaccionan atacando a las bacterias invasoras con glóbulos blancos, que liberan enzimas que descomponen los tejidos de las encías.

Debido al hecho de que los perros tienen un entorno bucal más alcalino que sus homólogos humanos, la formación de placa se produce mucho más rápidamente.

Además, la mayoría de las mascotas no se cepillan los dientes a diario, lo que da a las bacterias que forman la placa el ambiente perfecto para florecer.

Desafortunadamente, esto puede llevar a encías inflamadas, tejidos destruidos, formación de pus en las cavidades entre la encía y los dientes, acumulación de sarro, pérdida de hueso y, finalmente, pérdida de dientes. 

La enfermedad periodontal canina afecta a perros de todas las edades, aunque se observa con mayor frecuencia en animales mayores.

La enfermedad periodontal canina puede ser causada por una variedad de factores, incluyendo:

  • Bacterias (más comúnmente Streptococcus y  Actinomyces )
  • Nutrición pobre
  • Razas de juguete con dientes apiñados.
  • Perros que se acicalan demasiado

Si bien la genética y el tipo de raza pueden desempeñar algún papel en la enfermedad periodontal canina, se debe principalmente a la formación de bacterias (como resultado de la falta de cepillado regular de los dientes caninos y la acumulación de placa) y una dieta deficiente.

Algunos expertos creen que los perros que se alimentan con una dieta natural de alimentos integrales que incluye carne muscular masticable, huesos recreativos y suplementos dietéticos formulados con perros tienen bocas y encías más sanas.

Además, es posible que desee incorporar tratamientos homeopáticos en la rutina de su perro para mantener su higiene bucal y su salud general. Sin embargo, siempre es mejor consultar a su veterinario antes de administrar cualquier tipo de remedio a su mascota, ya que cada perro tiene sus propios requisitos de salud únicos.

Reconociendo los síntomas de la enfermedad de las encías en perros

Como ya hemos cubierto, la enfermedad de las encías caninas es una de las principales enfermedades silenciosas que se encuentran en los perros, y desafortunadamente para los padres y mascotas, no muestra síntomas en las primeras etapas.

Y debido a que los signos de la enfermedad de las encías rara vez son reconocidos por el propietario, el daño ya está hecho cuando su perro es diagnosticado con enfermedad periodontal en etapa avanzada. En ese momento, su compañero peludo puede estar viviendo con dolor crónico, que los animales esconden instintivamente para evitar mostrar signos de debilidad.

Los síntomas comunes de la enfermedad de las encías en los perros pueden incluir:

  • “Ladrar” o hacer ruidos al comer o bostezar
  • Mal aliento (halitosis)
  • Sangre en el recipiente del agua o en juguetes para masticar.
  • Saliva sangrienta o de cordero.
  • Bultos o volúmenes en la boca.
  • Masticar con solo un lado de la boca.
  • Dificultades para recoger comida.
  • Gingivitis (los síntomas incluyen enrojecimiento e hinchazón de las encías)
  • Dientes flojos (un signo de enfermedad periodontal avanzada)
  • No querer tocar la cabeza.
  • Encías rojas o sangrantes
  • Retracción de las encías (una separación de las encías lejos de los dientes indica enfermedad de las encías)
  • Estornudos o secreción nasal (la enfermedad avanzada de las encías en los dientes superiores puede destruir el hueso entre la cavidad nasal y oral)

Aunque es posible que note signos de gingivitis (indicados por encías rojas e inflamadas), muchos dueños de perros notan que su perro tiene mal aliento. Si bien esto puede considerarse normal, los expertos explican que no lo es, pero probablemente es el resultado de una enfermedad dental canina.

También puede observar una línea de goma de retroceso en tu perro; En casos avanzados, el tejido de las encías ha retrocedido considerablemente, exponiendo las raíces de los dientes.

Otros signos de enfermedad de las encías avanzada en perros incluyen sangrado cuando tu perro mastica (ya sea con su comida o un juguete favorito para masticar, hueso, etc.) o cuando está sondeando su boca o cepillándose los dientes.

Complicaciones de la enfermedad de las encías en los perros

Si bien la enfermedad de las encías puede causar mucho dolor a tu perro, también puede ocasionar serias complicaciones de salud. Si no se controla, la inflamación de las encías de su perro puede ponerlo en un mayor riesgo de enfermedad cardíaca canina, enfermedad hepática y enfermedad renal en los perros, mientras que investigaciones posteriores indican que puede conducir a la diabetes canina y ciertos tipos de cáncer.

La salud bucal de los perros también es importante

Las razas de perros pequeños están especialmente en riesgo de fractura de mandíbula y pérdida ósea si sufren de enfermedad periodontal avanzada. Explica Brett Beckman, un dentista veterinario que practica en Florida y Georgia:

“La complicación final es una que veo con mucha frecuencia, y esa es la fractura patológica de la mandíbula”.

También te recomiendo leer...

Urticaria
Miositis
Disfunción Cognitiva

Si no se trata, la enfermedad de las encías puede destruir el hueso con el tiempo hasta tal punto que incluso una pequeña cantidad de presión puede potencialmente fracturar la mandíbula debilitada de un perro pequeño.

Tratamiento de la enfermedad de las encías de tu perro: qué esperar

¿Sabía que las estadísticas han demostrado que más del 80% de los perros tienen algún estadio de enfermedad periodontal a los 3 años? Con números tan asombrosos, no es de extrañar que la odontología canina se haya generalizado en los últimos años dentro de la comunidad de mascotas.

Sin embargo, el tratamiento de la enfermedad de las encías en los perros depende de la etapa de avance, aunque su perro debe someterse a un examen inicial y radiografías para determinar la presencia (o ausencia) de la enfermedad de las encías caninas. 

Aunque es posible que algunos padres no estén muy interesados ​​en administrar una radiografía a su amado perro, es la única forma de obtener un pronóstico preciso de la condición dental de su perro, incluidos sus dientes y lo que sucede debajo de la línea de las encías.

A continuación se muestran las cuatro etapas de la enfermedad de las encías en los perros (incluidos los procedimientos dentales caninos correspondientes):

  • Etapa 1: la primera fase de la enfermedad de las encías caninas suele estar indicada por un leve enrojecimiento y / o inflamación de las encías, menos las bolsas periodontales entre el diente y la encía.

Para esta etapa, una limpieza simple por encima y por debajo de la línea de goma es el único tratamiento requerido; desafortunadamente, la mayoría de los dueños de mascotas no son conscientes de que tu perro está experimentando alguna enfermedad de las encías en este momento.

Si tiene la suerte de contraer la enfermedad de las encías de tu perro en esta etapa, comience un régimen diario de cepillado con una pasta dental segura para animales si aún no lo ha hecho, y consulte a su veterinario para obtener recomendaciones de tratamiento adicionales, que pueden incluir fluoruro para controlar la placa y evitar la pérdida de apego.

  • Etapa 2: la segunda etapa de la enfermedad de las encías en los perros ocurre una vez que se han desarrollado las bolsas periodontales entre la encía y el diente, pero antes de que haya ocurrido una afectación ósea significativa.

En esta etapa, el tejido de las encías y la raíz se limpian, se enjuagan y se tratan con la aplicación de un gel antibiótico para disminuir el tamaño de las bolsas y rejuvenecer los tejidos periodontales.

  • Etapa 3: en esta etapa, la enfermedad de las encías se ejemplifica mediante bolsas periodontales alrededor de los dientes que superan los 5 milímetros de profundidad, lo que es indicativo de pérdida ósea.

En ciertos casos, un técnico dental canino altamente calificado puede exponer el defecto abriendo el colgajo de goma y limpiando el tejido enfermo alrededor de la raíz del diente y el hueso. Además, se pueden administrar terapias especiales para desarrollar nuevos tejidos y huesos.

  • Etapa 4: cuando la pérdida ósea es superior al 50%, la extracción dental es el único tratamiento para esta etapa avanzada de la enfermedad periodontal canina.

El tratamiento de seguimiento para la enfermedad de las encías de tu perro consistirá principalmente en el cuidado dental de rutina por su parte y los controles semanales, trimestrales o semestrales, dependiendo de su edad y condición periodontal (así como otros problemas de salud, si corresponde).

El pronóstico de tu perro dependerá de cuán avanzada esté la enfermedad; sin embargo, la forma más efectiva de minimizar los efectos adversos de la enfermedad es obtener un diagnóstico temprano, administrar el tratamiento adecuado y brindar una terapia adecuada.

Aunque es posible que en algunos casos no sea posible evitar por completo la enfermedad de las encías, puede ayudar a mantener la salud óptima de su mascota practicando el cepillado dental regular y la limpieza de las encías y la boca de tu perro.

Cómo prevenir la enfermedad de las encías en los perros

Aunque puede parecer una medida preventiva simple, una de las maneras más efectivas en que puede ayudar a prevenir la enfermedad de las encías en su bebé de pelaje es cepillarse los dientes con regularidad, al igual que los humanos, los expertos recomiendan cepillar los dientes de tu perro dos veces al día.

Al incorporar un régimen diario de salud oral, puede ayudar a minimizar las bacterias en la boca de su mascota, lo que mejora sus posibilidades de acumulación de placa y las complicaciones de salud posteriores como se describe anteriormente.

A continuación se presentan cuatro pasos generales a seguir para prevenir la enfermedad de las encías en perros:

# 1: Programar citas veterinarias regulares: para garantizar la salud y el bienestar general de su perro, es importante llevar a tu perro al veterinario para un chequeo general de forma regular.

Su veterinario de confianza podrá determinar si tu perro sufre de algún tipo de afecciones o enfermedades de salud canina, incluidos los problemas periodontales.

Si el médico de tu perro sospecha de algún tipo de problema dental, puede recomendarle un examen oral, que incluye la administración de rayos X bajo anestesia general.

# 2: Adopte el hábito de cepillar los dientes de tu perro a diario: para mantener la higiene bucal de tu cachorro de manera efectiva, es esencial que se cepille los dientes dos veces al día sin fallar.

Aunque la tarea puede parecer desalentadora para algunos, no tiene que serlo: con paciencia, las herramientas adecuadas y la orientación profesional de su veterinario, la mayoría de los dueños de mascotas pueden incorporar con éxito una rutina dental en el programa diario de tu perro.

Una de las mejores formas de prevenir esta enfermedad es cepillando a tu perro

# 3: Encuentre una dieta que funcione para tu perro: no se puede enfatizar lo suficiente: una nutrición de calidad desde el principio es la piedra angular de la salud de su compañero canino.

La investigación ha indicado que algunos perros se beneficiarán de las “dietas dentales” que ayudan a lavarse los dientes mientras mastican; hable con su veterinario para determinar la mejor dieta para su amigo de cuatro patas.

# 4: Proporcionar juguetes y golosinas seguros para fomentar la masticación: otra excelente manera de prevenir la enfermedad de las encías en los perros es ofreciéndole golosinas y juguetes que no dañen los dientes.

Además de proporcionar horas de diversión, los ejercicios de masticación trabajan los músculos del cuello y los hombros de su perro, así como su boca, que ayudan a mantener sanos sus dientes y encías.

Las pelotas de goma, las tiras flexibles de cuero crudo y los juguetes de goma que se pueden usar para ocultar golosinas son opciones seguras. Evite los objetos que sean demasiado duros para prevenir fracturas y dientes rotos, como huesos de animales crudos o cocidos, pezuñas de vaca y cerdo y huesos de nylon.

Además, tenga cuidado con el cuero crudo duro, ya que puede provocar problemas gastrointestinales si su perro se traga un pedazo grande.

Resumen

Como dice el viejo adagio, una onza de prevención vale una libra de cura, y la salud periodontal de tu perro no es una excepción. A largo plazo, mantener la salud bucal de su perro no solo lo protegerá de la enfermedad de las encías y la caries dental, sino que también afectará profundamente su bienestar y, en última instancia, su vida útil.

La mejor prevención es mantener una buena higiene bucal y cepillar y limpiar regularmente la boca y las encías de tu perro. Convertirse en un defensor de la salud de tu amigo peludo es un ganar-ganar – al ser proactivo en su régimen dental, puede asegurar su salud general y esperar muchos años felices juntos.

Enfermedad De Las Encías En Perros, Causas, Síntomas, Diagnóstico, Tratamiento Y +
5 (100%) 1 vote[s]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here