Chantilly – Tiffany. Origen, Características, Cuidados E Imágenes

557

El gato Chantilly – Tiffany es un gato de pelo largo, hermoso y amoroso. La apariencia única y la encantadora personalidad de esta raza la convierten en una excelente mascota familiar para todas las edades.

Esta es una raza que resultó del cruce de gatos birmanos y asiáticos de pelo largo. Tiene un característico cabello medio-largo y orejas largas, junto con una cola esponjosa. La raza también es conocida como Chantilly o Extranjero de Pelo Largo.

Historia y Origen

El encantador Chantilly es a menudo considerado como un birmano de pelo largo, aunque no lo es. La raza comenzó con un par de gatos de color chocolate de origen desconocido. Hoy en día, se permite cruzar con otras razas, pero está estrictamente prohibido cruzarla con birmanos.

Jennie Robinson de Nueva York compró dos gatos color chocolate de pelo largo, “Thomas” y “Shirley”. En 1969, Shirley dio a luz a una camada de 16 gatitos. Todos tenían un aspecto similar y todos tenían color chocolate. En la década de 1970, Thomas y Shirley y su progenie se registraron en la ACA como “extranjeros de pelo largo”. La raza fue tan apreciada que los programas de cría adicionales de gatos Chantilly se iniciaron pronto en Florida y Canadá.

Al principio, el Chantilly estaba registrado bajo el término “extranjero de pelo largo”, pero los criadores consideraron que este nombre no era apropiado para un nombre de raza. Fue entonces cuando raza se bautizó como “Tiffany” y fue registrada como tal. Sin embargo ya en un registro británico existía una raza que es un cruce entre un chinchilla persa y un birmano nombrada “Tiffanie”. Entonces, para evitar confusiones, esta raza nueva pasó a llamarse “Chantilly”. Es por eso que ahora se le conoce como “Chantilly – Tiffany”.

Características Físicas

Este hermoso gato es mediano y lo más atractivo es su hermoso y semi-largo pelaje.

Galería: Gato Chantilly – Tiffany

Cabeza

La cabeza del Chantilly – Tiffany es de tamaño mediano y tiene forma de una cuña ancha y modificada con pómulos altos. Tiene un hocico ancho, barbilla firme y una nariz suavemente inclinada. Las orejas deben estar bien separadas y son de tamaño medio. Estas cuentan con un largo pelaje que sale desde el interior.

Los ojos de estos gatos son algo ovalados y están colocados en ángulo. El color de los ojos de esta raza es dorado. En los cachorros será mucho más suave y se intensificará a medida que el gato madura.

Cuerpo

El Chantilly-Tiffany es un gato que cuenta con un cuerpo moderadamente largo, con musculatura media y huesos fuertes. Sus patas son de tamaño proporcional al cuerpo y tienen menor cantidad de pelo que el resto del cuerpo.

La espalda se ve recta sin una marcada diferencia de altura entre las patas delanteras y traseras. Los pies son redondos y deben estar cubiertos de un pelaje corto.

Pelaje

El Chantilly – Tiffany es un gato de tamaño medio de apariencia llamativa. Su color rico y su pelaje largo y sedoso, cola emplumada, cuello con volantes en contraste y serpentinas para orejas lo hacen distintivo y llamativo. No cuenta con una capa interna lo que puede explicar la sedosidad de su pelaje.

Originalmente se encontraba solo en color chocolate, pero ahora esta raza se presenta en una gama de colores que incluyen chocolate, azul, canela, lila y cervatillo. Los patrones aceptados son tabby, sólido, caballa, marcado y moteado. El color debe ser rico; la sombra en los sólidos puede ocurrir hacia la parte inferior.

Carácter y Comportamiento

Cuando piensas en la personalidad de este gato, probablemente la palabra “moderado” viene a la mente. Estos gatitos son muy juguetones, pero esto se les va pasando a medida que se convierten en adultos. Les gusta participar en actividades familiares y seguirán a su dueño favorito en toda la casa.

Es un gato leal, amable, cariñoso e inteligente; no es demasiado exigente ni travieso. Los gatos Chantilly-Tiffany son más animados que los persas imperturbables, pero menos activos que los abisinios, bengalíes o maus egipcios. Cuando conversan con sus dueños lo hacen en una dulce voz suave.

Los gatos de Chantilly-Tiffany necesitan compañía humana, así que si trabajas a tiempo completo o pasas muchas horas fuera de casa, debes considerar un segundo gato. Generalmente se llevan bien con los niños y otras mascotas. También tienden a formar vínculos fuertes con un miembro de la familia en particular

Combina una dosis saludable y equilibrada de docilidad con actividad. Estos gatos pueden estar muy quietos por largos períodos de tiempo. Y su manera favorita de hacerlo es descansando felizmente en el regazo de su humano favorito. Es esta característica la que hace de esta raza un compañero de vida ideal para personas mayores y personas con discapacid.

Reconocido como un compañero amable, leal y devoto, disfruta acurrucándose y siguiendo a su gente en la casa, pero de una manera poco exigente y sin hostigamiento. Es un gran gato familiar, se lleva bien con los niños y, aunque se puede ser reservado con los extraños, no es nervioso ni temeroso. Su capacidad de mantener la calma también lo convierte en un buen complemento para un hogar que ya tiene animales.

Alimentación

Los gatos de esta raza no suelen ser quisquillosos con la comida ni se sabe que tengan necesidades alimenticias diferentes a otras razas. Como todos los felinos, los Chantilly – Tiffany son carnívoros. Por esta razón, su dieta debe estar basada en grasas y proteínas animales. Estos deben ser los ingredientes básicos pero pueden estar mezclados, en menor concentración, con otros elementos como carbohidratos.

Si adquieres un cachorro de un criador, es probable que él te diga cuál es el alimento que el gatito ha estado consumiendo en su cuidado. En esas primeras semanas es importante que trates de seguir esa misma alimentación. Esto incluye el tipo de alimento así como sus horarios de comida.

Si más adelante quieres cambiar el alimento, debes hacerlo de manera gradual. Esto prevendrá la aparición de molestias estomacales. Si tienes dudas sobre este proceso, puedes consultar a tu veterinario.

Aseo

Esta es una de las razas de pelaje semi-largo que resulta más fácil de mantener. Esto se debe en gran parte a su falta de una capa interior. Generalmente, esta es la capa de pelaje que se enreda. Su pelo es suave y sedoso, lo que hace minimiza las posibilidades que se enrede, así que un ligero cepillado semanal es todo lo que necesitas hacer para mantener alejados los nudos.

Los gatos de esta raza mudan muy poco pelaje, y si se mantiene la rutina del cepillado semanal habrá mucho menos pelo suelto en casa. Lo único que a lo que se le debe prestar más atención es a los oídos. El Chantilly – Tiffany tiene las orejas llenas de pelo, esto causa una acumulación de cera mayor a la de otras razas. Para evitar complicaciones revisa rutinariamente los oídos de tu gato al menos una vez a la semana.

Salud del Chantilly – Tiffany

Este es un gato básicamente robusto y saludable, sin problemas específicos de la raza. Sin embargo, las orejas pueden ser propensas a la acumulación de cera, por lo que deben limpiarse y revisarse con regularidad.

Otro problema recurrente, aunque no precisamente perjudicial que se debe tener en cuenta, son los informes de que estos gatos suelen tener una digestión delicada. Para contrarrestar esto, evitar darles alimentos con productos de maíz y mantén una dieta regular adaptada a sus necesidades nutricionales lo mantendrá bajo control.

Para aquellos propietarios que compran un gato con la intención de criarlos, es importante que sepan que el trabajo de parto será prolongado. Además, el período de lactancia para esta raza es más prolongado que en otras. A estas madres como mínimo les toma ocho semanas completas cuidar a sus cachorros.

Aunque no hay un gato que esté libre de alérgenos (incluso el Esfinge, que casi no tiene pelo), debido a que el Chantilly – Tiffany pierde tan poco, las personas con alergias leves se beneficiarían con esta raza.

Adoptar un Chantilly – Tiffany

Adoptar es siempre una excelente idea si estás en la búsqueda de una mascota. Sin embargo, cuando se trata de gatos de raza puede ser un poco más complicado. Es poco probable que encuentres un cachorro de esta raza en adopción. Sin embargo, es posible adoptar un gato adulto o un mestizo de esta raza.

Si tienes la intención de adoptar lo primero que debes hacer es ponerte en contacto personalmente o a través de la web con tus refugios felinos locales o centros de rescates de gatos. A ellos puedes manifestarles tu interés de llevar a casa un gato de esta raza y ellos pueden ayudarte a conseguir uno.

Otra vía que puedes tomar es comunicarte con tiendas de mascotas, peluqueros y cuidadores y clínicas veterinarias. Muchas veces cuando una familia debe reubicar a su mascota pueden informarlo en los sitios que le son familiares.

Una vez recibas a tu nueva mascota llévalo al veterinario. Esto es aún más importante si tienes otras mascotas en casa. Es la manera de asegurarte de que tu gato se encuentra en un buen estado de salud.

Comprar un Chantilly – Tiffany

Esta no es una raza común y tampoco está reconocida por las asociaciones internacionales como gatos de exposición. Sin embargo, es importante que trates de encontrar a un criador especializado en la raza. Los criadores verdaderamente responsables nunca venden los cachorros de sus camadas a través de mayoristas o en tiendas de mascotas.

En las tiendas de mascotas los cachorros pasan la mayor parte del tiempo solos y esto puede ocasionar problemas de socialización que serán difíciles de atender más adelante. Además, solo un criador podrá comprobar con certificados de salud que tu cachorro no tiene ninguna carga genética para enfermedades comunes.

Video: Chantilly – Tiffany Conversando

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here